Tan cerca pero tan desconectados

Se han preguntado cómo están sus relaciones personales en estos días. Bajo una primera mirada, la mayoría de las respuestas es biiieeen…

Sin embargo, quiero señalar algunos patrones que cada día afectan más nuestra manera de conectarnos y relacionarnos con otros. En un mundo donde la tecnología es un gran aliado para comunicarnos con personas que están al otro lado del mundo, hemos comenzado a confundirnos y a comunicarnos con quienes están a nuestro lado como si vivieran al otro lado del mundo.

Quiero que recuerden como eran sus vidas cuando el mejor plan era encontrarse en persona con alguien más y compartir ya fuera por horas o tan solo unos minutos lo que les estaba pasando en sus vidas.

Cuando esto no era posible, recuerdan lo emocionante que era recibir una carta de un amigo del exterior o de otra ciudad? yo personalmente para mantenerme en contacto escribía cartas y mi mamá sufría pagando costosas facturas de teléfono.

Esos tiempos ya han pasado, hoy en día hay tiquetes de avión económicos, planes de texto y llamadas en su mayoría ilimitados, video llamadas sin mayor costo etc. Sin embargo que es lo que hacemos? nos reducimos a comunicarnos con otras personas por mensajes de texto, a veces llamamos y de vez en cuando nos vemos, despersonalizamos cada vez más LAS RELACIONES PERSONALES cuando la regla debería ser al revés; primero nos vemos, sino no podemos vernos nos llamamos y si no podemos hablar entonces nos escribimos. Lo más triste es que la mejor disculpa de esto es porque “NO tenemos tiempo”, cuando realmente cada que vez nos proponemos hacer algo que SI queremos encontramos la forma de SI TENER TIEMPO.

No quiero sonar como un abuelo quejón que está en contra de la tecnología, de hecho la uso constantemente pero para otras cosas. Mi reflexión va enfocada a señalar que existen nuevos hábitos que hacen que cada vez estemos más desconectados de las personas y es por esto surgen mal entendidos y mala comunicación en las relaciones personales.

Analicen un modo muy común de relacionarse hoy en día. Conocen a alguien en algún sitio, algunas veces piden el teléfono y otras veces  se los piden a ustedes. Paso seguido en la mayoría de los casos lo que la gente hace es buscar a quien conocieron por Facebook y comenzar a escribirles si quieren salir o peor aún, cuando si tienen los teléfonos lo que hacen es invitar a la persona por whatsapp porque ahora todo el mundo lo hace y así se hacen las cosas ahora… Se han dado cuenta cuantas veces se refieren a que hablaron con alguien cuando realmente lo que hicieron fue textear?

Porqué hacemos esto? más que una tendencia o una costumbre que se está consolidando, esto sucede debido a que las relaciones humanas son complejas y demandan salir de la zona de confort, del yo opino,  yo pienso y nos obliga a compartir con otras personas espacios de opiniones y formas de ser distintas. Buscamos evitar sentirnos expuestos y la manera más fácil de hacerlo es despersonalizando las relaciones personales. Es más “conveniente” buscar “cercanía” desde la distancia pues así es más fácil no sentirnos rechazados y es más sencillo esconder nuestros miedos y NO exponernos vulnerables.

El problema de cuando despersonalizamos nuestras relaciones es que es muy difícil comunicarnos y entendernos. A cuantos no les ha pasado que le leen a sus  amigos o pareja mensajes escritos por nosotros o por otros y parecemos actores profesionales. Personificamos  desde nuestra forma de ver la vida lo que creemos que X persona dijo e incluso sus intenciones. Si han visto como al leer hacemos caras, aumentamos o bajamos el tono, le ponemos gravedad e indignación al asunto y señalamos como ALGUNAS LETRAS EN MAYUSCULA  dependiendo nuestra interpretación  pueden verse como algo ofensivo y ni se diga si escribieron algo en rojo.

Vivimos en un mundo donde cada vez más buscamos distraernos de lo que está pasando con nosotros, con lo que pensamos y lo que sentimos. Buscamos entretener nuestra mente desconectándonos de lo que está sucediendo en nuestra vida que muchas veces la persona con la que convivimos no sabe lo que nos sucede pues en el medio esta un celular, el televisor o el sin fin de salidas con amigos donde se pasa rico pero se habla de cosas que no tienen importancia o aporte para nuestras vidas.

Se han preguntado por qué a veces es tan difícil conocer a una pareja o si la tenemos, porqué es tan difícil la comunicación y parece que no nos entendieran. Presten atención y verán cómo este patrón sucede también con nuestros padres, amigos, jefes, compañeros de trabajo.

Estamos confundiendo comunicar con trasmitir información y esto es lo que está generando sufrimiento en nuestras vidas y en las de las personas que nos rodean. NO NOS ESTAMOS ENTENDIENDO.

Los invito a leer esta reflexión con beneficio de inventario. Verifiquen por ustedes mismos si la comunicación con otros es algo que han perdido o que creen que pueden mejorar.

Las relaciones humanas se basan en la comunicación, los acuerdos y en no dar por OBVIO que otros piensan y entienden igual que nosotros.

Te hace sentido algo de esto?

No dudes en contactarme, agenda tu primera sesión de coaching sin ningún costo y conversemos sobre este tema o cualquier otro que  te esté inquietando o que creas que hay espacio para mejorar. Date la oportunidad de prestarle atención a lo que está sucediendo en tu vida y explorar lo que normalmente te guardas y no compartes con otros.

Si estas en Miami, podemos vernos en persona, sino,  podemos hacerlo por Skype.

Saludos

Los comentarios están cerrados.